Tal y como pasó con La Sirenita de Disney, cuando se supo que en la película Spider-Man: De regreso a casa, la actriz estadounidense Zendaya, interpretaría a Mary Jane, los fanáticos armaron polémica en redes sociales y es que, el gran amor de Peter Parker es de test clara en los cómics y la actriz no.

Haciendo caso omiso a las críticas, el Universo Cinematográfico de Marvel calmó las tensiones de los espectadores; anunció que el personaje no se llamaría Mary, sino Michael. Con este anuncio se hizo saber que se trataría de una nueva versión de MJ, porque en realidad el nombre completo de su personaje responde al nombre de Michelle Jones.

Por este motivo la actriz Zendaya explicó: “Spider-Man fue una de las primeras películas que hice fuera de Disney Channel. Y sí, no tenía mucho que hacer en la primera película; pero estaba tan emocionada de estar haciendo la película”. Además, expresó que tuvo suerte de encarnar otra personalidad del interés amoroso principal de Peter Parker.

Finalmente, concluyó: “Ya querían recrear el personaje y convertirlo en una nueva versión de lo que creo que tal vez representaba el personaje original de Mary Jane, y hacerlo a nuestra manera en este universo cinematográfico de Marvel. Simplemente encajé con lo que ya era una joven inteligente, rápida, aguda y diferente en las páginas del guion“.